La Plaza de Mayo también le respondió al Presidente. Con la consigna «Por una navidad sin presos políticos», organizaciones sociales, políticas y sindicales marcharon hacia el frente de la Casa de Gobierno donde comenzó el primero de los tres días de acampe para exigir a Alberto Fernández un indulto para la dirigenta social presa desde 2016, y luego del fallo de la Corte Suprema de Justicia que dejó firme una condena a 13 años de prisión en una causa por «asociación ilícita» y «defraudación al Estado» señalada por las organizaciones como repleta de irregularidades. En las horas previas, Fernández adelantó que no podría dictar la amnistía ya que la condena es de un tribunal provincial, ajeno a las atribuciones del Ejecutivo Nacional. «Lo que dijo es una salvajada que avala la persecución a Milagro», dijeron desde la Plaza.

En diálogo con Página/12, el coordinador nacional de la Tupac Amaru, Alejandro «Coco» Garfagnini aseguró: «Estamos
muy enojados y sorprendidos
por la barbaridad que dijo Alberto Fernández hoy. Evaluaremos
qué hacer, pero lo que dijo es una salvajada porque avala la continuidad de la persecución de Morales» (ver nota aparte). El secretario general de ATE Capital, Daniel Catalano, se pronunció en la misma línea. «Hoy vamos a participar de este acampe para abrazar a la flaca y pedirle al presidente de la Nación que si no es con el indulto, que encuentre los mecanismos constitucionales para liberarla«. Y agregó: «Si no puede haber reforma judicial, si no podemos ir a los sótanos de la Justicia para garantizar la democracia, si no podemos impedir que una provincia genere una arbitrariedad; que nos diga de qué manera nos cuida. Ya pasaron siete años, tres de su gobierno. Es suficiente como para que sepa qué puede hacer y qué no».

Concentrados en la intersección de la 9 de julio y Avenida de Mayo desde temprano, los militantes de la Tupac Amaru encabezaron la columna de manifestantes que para las cuatro de la tarde ya llegaba hasta la calle San José. Detrás emergían las banderas de la CTD Aníbal Verón, ATE Capital, las dos CTA, el Movimiento Surge, la Federación de Trabajadores de la Economía Social (Fetraes) y el Frente Justicia Social, entre otras agrupaciones. La Tupac anunció el acampe el viernes pasado tras conocerse el fallo de la Corte que ratifica la condena a 13 años para la Milagro Sala detenida en el primer verano del gobierno de Cambiemos y de Gerardo Morales en la provincia y mientras las organizaciones realizaban una protesta.

La Plaza de Mayo que un día antes había estado colmada de hinchas esperando al equipo campeón, ayer se convirtió así en el escenario del masivo acampe que exige la libertad de la referenta social. Mientras los manifestantes llegaban junto con camiones cargados de colchones para pasar la noche, en el centro de la Plaza se estaba armando la estructura de un gran gazebo.

Frente al Cabildo se realizó un acto que tuvo como oradores a algunos de los principales dirigentes que encabezaron la columna con una enorme bandera donde se leía «Libertad a Milagro», y que es el símbolo del pedido que se repite desde hace siete años. Participaron, entre otros, el secretario general de la CTA Autónoma, Hugo «Cachorro» Godoy; su par de la CTA de los Trabajadores, el diputado Hugo Yasky, los legisladores Mara Brawer, Eduardo Valdés, Paula Penacca y Juan Marino; la exministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad y abogada de Milagro Sala, Elizabeth Gómez Alcorta. También estuvo el Padre Paco Oliveira del grupo de Curas en Opción por los Pobres y el secretario general de Descamisados, Marcelo Koenig.

«Esta Corte de Injusticia de la Nación es la menos democrática de todas las instituciones, la más entregada al poder de los privilegios, de la corrupción y de las mafias; y ahora quiere gobernar por encima de quienes han sido elegidos por el voto del pueblo, proscribiendo y persiguiendo a quienes quieren construir una sociedad más justa», sostuvo Godoy en su alocución en la que exigió al Presidente «que no sea un comentarista» de las injusticias del país. Hugo Yasky afirmó que «la clase oligárquica odia a Milagro Sala porque es india, mujer, porque luchó en el sindicalismo y nunca se arrodilló ante ellos». Por esa razón, destacó: «Nosotros no tenemos que ayudar a Milagro, tenemos que aprender su lección y por eso la lucha por su libertad es el compromiso de todos y cada uno de nosotros».

Paula Penacca aseguró que «es muy importante que desde todos los ámbitos de representación institucional podamos seguir reclamando la libertad de Milagro» y pidió al Presidente que avance en ese sentido, porque «los y las peronistas estamos hartos, no queremos escuchar más de posibilismos, necesitamos hacer mucho más que lo posible». Eli Gómez Alcorta destacó que «es triste que en nuestro gobierno sigamos teniendo como presa política, no solo a Milagro, también a las compañeras mapuches». Y señaló que «como dijo Cristina, a nuestras dirigentas las quieren muertas o presas».

El pedido de Gerardo Morales para que Milagro Sala vuelva a la cárcel también estuvo presente y fue respondido en la Plaza. María Elena Naddeo, del Comité por la Libertad de Milagro y de la APDH, señaló que «muestra una profunda crueldad». «Morales apenas se entera del fallo de la Corte pide cárcel común para Milagro, eso muestra una profunda crueldad y el ensañamiento de las clases poderosas contra los que luchan». Y en referencia a la posición del Presidente Alberto Fernández, señaló: «Puede haber contradicciones jurídicas, pero es más inconstitucional tener a alguien preso durante siete años que confrontar con esta Corte Suprema que no nos representa».

Según informaron desde la organización, el jueves por la mañana se realizará una radio abierta y por la tarde los militantes acompañarán la ronda característica de las Madres de Plaza de Mayo. El viernes está prevista una conferencia de prensa.


Informe: Diego Castro Romero

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/510209-milagro-sala-el-clamor-por-el-indulto-se-instala-frente-a-la